fbpx
PopcornTicket

Son cintas de Disney puro cuento


Disney ha mostrado que en el mundo de la fantasía todos viven felices para siempre.

Si aún crees en Santa Claus, no te recomendamos ver este listado de historias de hadas clásicas, cuyo contenido es más adulto que infantil, y que Hollywood difícilmente adaptaría al pie de la letra.

 

La sirenita

Cuento: La Sirenita, de Hans Christian Andersen

Ariel, una de las hijas del rey Tritón se enamora de un príncipe y hace un trato con la bruja Úrsula, quien le promete un par de piernas a cambio de su voz. Al final consigue casarse con su amado.

En el cuento, si el príncipe se casa con alguien más, la sirenita se convertirá en espuma de mar… que es como termina la historia. Una alternativa era que ella matara al príncipe, pues con una gota de su sangre derramada en sus pies volvería a ser una sirena.

La Bella y la Bestia

Cuento: La Belle et la Bête, de Jeanne-Marie Leprince de Beaumont

Bella es una chica que toma el lugar de su padre como prisionera de una bestia, de quien se enamora y a quien logra liberar de un hechizo, pues en realidad era un príncipe que debía aprender sobre humildad.

Bella tiene dos hermanas vanidosas y avaras. Cuando se vuelve prisionera de la bestia, éste la llena de atenciones y le pide que se case con él, pero ella lo rechaza. Tras verlo moribundo porque le rompió el corazón, Bella suelta una lágrima sobre la bestia, quien se convierte en príncipe. La pareja vive feliz, pero las hermanas son convertidas en piedra con su conciencia intacta, para que vean cómo Bella cumple todos sus sueños.

Enredados

Cuento: Rapunzel, de Jacob y Wilhelm Grimm

Rapunzel es una princesa que vive encerrada en una torre por su madre adoptiva. La chica tiene un enorme cabello rubio y mágico, con el que conoce a Flynn Rider, un ladrón que la libera y de quien se enamora.

Tras descubrir que un príncipe visita constantemente a Rapunzel, la bruja la destierra al bosque y le corta su cabello. Además, engaña al príncipe para que suba a la torre con ayuda del cabello, para después empujarlo y hacer que las espinas de un árbol lo dejen ciego y moribundo.

La bella durmiente

Cuento: Sol, Luna y Talía, de Giambattista Basile

Aurora, la hija recién nacida de un rey recibe una maldición de una bruja llamada Maléfica: cuando la chica cumpla 16 años, se picará el dedo con la aguja de una rueca y caerá en un sueño eterno, hasta que un príncipe la despierte con un beso de amor.

En la versión de Basile, un rey casado descubre a la joven, la viola mientras duerme y la embaraza de dos niños. La joven despierta cuando uno de sus hijos chupa su dedo y le extrae la astilla. Posteriormente, la esposa del rey trata de cocinar a los niños y dárselos de comer a su esposo, antes de morir en una hoguera.

Cenicienta

Cuento: La Cenicienta, de Jacob y Wilhelm Grimm

Cenicienta vive como sirvienta en su propia casa, bajo el yugo de su malvada madrastra y sus dos hermanastras. Con la ayuda de una hada madrina, logra asistir al baile real y conoce al príncipe. Él la busca por todo el pueblo para regresarle la zapatilla de cristal que perdió y casarse con ella.

En el cuento, al tratar de probarse la zapatilla de cristal, una de las hermanastras se corta los dedos del pie y la otra el tobillo. Además, en la boda de Cenicienta, unas palomas le sacan los ojos a las hermanastras.

 

 

Staff I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button