fbpx
GlobalNoticias

Francia prohíbe “terapias de reorientación” sexual

Las "terapias de reorientación" pueden adoptar la forma de sesiones de exorcismo, internamientos o de electrochoque


Los diputados franceses aprobaron este martes una ley para prohibir las “terapias de reorientación” sexual, que buscan imponer la heterosexualidad normativa a lesbianas, gays, bisexuales y transexuales, y castigar a sus organizadores con hasta tres años de prisión.

“Las terapias de reorientación, prácticas bárbaras de otra época, ya están prohibidas definitivamente en nuestro país. Nada que curar”, tuiteó la ministra de Igualdad, Élisabeth Moreno, tras el voto por unanimidad en la Asamblea Nacional (cámara baja).

La propuesta de ley prevé la inclusión de un nuevo delito en el Código Penal que castiga estas prácticas con dos años de prisión y 30.000 euros (34.000 dólares) de multa, pena que puede ascender a tres años y 45.000 (50.700 dólares) en determinados casos.

Las “terapias de reorientación” pueden adoptar la forma de sesiones de exorcismo, internamientos o de electrochoque, entre un abanico de abusos que tienen efectos psicológicos y físicos duraderos en las víctimas, a menudo jóvenes.

Varios reportajes o testimonios recientes recibieron una gran atención mediática. Cantantes muy populares entre los jóvenes franceses como Eddy de Pretto y Hoshi urgieron incluso a los diputados a que actuaran.

Con la adopción de esta ley, Francia sigue los pasos de otros países como Alemania, Malta y algunas regiones españolas, a los que se sumarán en breve Bélgica, Holanda o el Reino Unido. En Canadá, los diputados aprobaron una propuesta parecida en junio

Esta propuesta, que también recibió el visto bueno del Senado, permite al gobierno del presidente liberal, Emmanuel Macron, defender una imagen más social meses antes de la elección presidencial de abril y acercarse al electorado de centroizquierda.

ParísFrancia | AFP

También te puede interesar Advierten “consecuencias” para Rusia si invade Ucrania

Los dirigentes de Estados Unidos y varios países europeos, entre ellos Alemania, afirmaron su apoyo “sin reserva” a la integridad territorial de Ucrania y advirtieron de “graves consecuencias” a Rusia en caso de invasión de ese país, anunció ayer el gobierno alemán.

Los participantes “coincidieron que Rusia debe emprender iniciativas visibles de desescalada” en este conflicto, indicó el portavoz del canciller alemán Olaf Scholz, tras una videoconferencia en la que participó con dirigentes de Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, Italia y Polonia.

Noticias relacionadas

Back to top button