fbpx
La CopaOtros deportes

Busca británico cobrar venganza ante tapatío

Callum Smith espera saldar viejas deudas con el Canelo


Es el más pequeño, solamente de edad, y el vengador de la familia Smith.

Callum Smith desayunaba, comía y cenaba boxeo, pues sus otros tres hermanos también le han dedicado gran parte de su vida al pugilismo, pero el más “pequeño” de edad, pues mide 1.91 metros de estatura, parece que es el mejor de todos ellos en el cuadrilátero.

El considerado mejor peleador Supermediano de la actualidad e invicto en 27 pleitos profesionales quiere aprovechar el pleito del sábado por la noche en el Alamodome de San Antonio, Texas, ante el Canelo para finiquitar cuentas pendientes.

Resulta que Saúl Álvarez es un viejo conocido de la familia que creció en Merseyside, uno de los condados cercanos a Liverpool, en Inglaterra.

Callum tiene tres hermanos varones: Paul, de 38 años; Stephen, de 35, y Liam, quien tiene 32 años y hace cuatro años y tres meses fue liquidado por el boxeador tapatío en el noveno asalto de un pleito que también se celebró en tierras texanas, pero cerca de Dallas.

“Sé que puede hacerlo, tenemos confianza en su calidad. Lo pasado ya es historia, y ahora le toca a Callum hacer lo suyo”, dijo Liam, quien espera ser vengado este fin de semana.

Liam perdió aquella noche el cetro Superwelter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

“Es una pelea que buscaba, que quería”, dijo Callum, quien ya sabe lo que es ser el “vengador” de la familia, pues limpió el honor de su hermano mayor Paul.

En noviembre de 2011, el británico George Groves noqueó en el segundo asalto a Paul, y el destino puso a Groves arriba del ring contra Callum en septiembre de 2008, y el llamado “Mundo” noqueó y retiró a George.

“En el ring solamente somos yo y ‘Canelo’. Después de la pelea con Groves, me acordé, miré hacia atrás y vengué a Paul y sería bueno hacerlo por Liam”, comentó hace unas semanas Callum.

Diego Martínez I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button