fbpx
La CopaLucha Libre

Big Daddy, con hambre de triunfo


Hambre de triunfo, eso es lo que diferencia a Big Daddy de las estrellas de la Arena México y lo que, asegura, le permitirá salvar la cabellera durante la batalla en jaula que se realizará hoy, durante la función del 86 aniversario del Consejo Mundial de Lucha Libre (CMLL).

El gigante de ébano manifestó que hará lo que sea para salir bien librado durante la función que se realizará mañana. El Gran Papi cree que participar en este tipo de eventos ya es algo normal, común para personajes como Negro Casas, Último Guerrero o Volador Jr., por lo que les lleva ventaja.

“Negro Casas no tiene hambre, le pagan mucho dinero para luchar aquí. Volador no está hambriento; es de una familia de luchadores, ellos hacen mucho dinero. Yo estoy hambriento. Yo no vivo en Zona Rosa, no vivo en La Condesa, vivo en la Doctores”, dijo el morenazo.

“Vivo en un lugar de mierda. Estoy hambriento por salir de ahí. Quiero vivir en un buen lugar. Haré cualquier cosa, lastimaré a quien sea, haré lo que sea que tenga que hacer para ganar”, amenazó.

El estadunidense presumió que su cabellera, la cual ha dejado crecer por 10 años, se quedará sobre su cabeza y que el próximo pasó será mantenerse dentro de las filas de la Seria y Estable.

“La Ciudad de México es mi ciudad ahora. No voy a ir a ningún lugar. Soy un mexicano ahora. Voy a ganar algunos campeonatos, el de tercias, el de parejas, el de peso completo”, declaró.

“Voy a quedarme aquí para conseguirlos y para ser una leyenda de la lucha libre. Quiero que mi nombre esté al mismo nivel que Último Guerrero, Atlantis”, prometió.

Rodrigo Yépez I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button