fbpx
PopcornTicket

John-Kamen, nueva villana de Marvel


Ant-Man y la Avispa se estrena esta semana en Estados Unidos, España y varios mercados latinoamericanos. La secuencia de Ant-Man (2015) es además la vigésima película del universo cinemático de Marvel (MCU) y la primera con una mujer en el título.

Protagonizada por Paul Rudd y Evangeline Lilly, es la segunda película que tiene a una mujer como villana, luego que Cate Blanchett interpretara a Hela en Thor Ragarnok (2017).

El personaje de John-Kamen, Ava/Ghost, es una saboteadora anticapitalista convertida en supervillana en las historietas. Adquiere sus misteriosos poderes en un accidente de laboratorio en el que sus células se volvieron intangibles.

“Es un personaje masculino en la historieta, pero ser la primera en sacarlo de las páginas y darle vida, es un honor”, indicó la actriz, que señaló no querer interpretarla como el tradicional villano de historietas. No creo que uno se levante una mañana pensando ‘Ja, ja, ja, dominio mundial, suena divertido’, por lo que fui por algo más como que en su mente ella era la heroína y los demás podían irse al demonio”, dijo.

El productor ejecutivo señaló que buscaban a alguien que no fuera tan reconocible y le recomendaron a John-Kamen por su “intensidad, vulnerabilidad y sentido del humor”.

Recordó cómo disfrutó “cada minuto” del proceso de audición, que eventualmente la llevó a encontrarse con el director de la cinta, Peyton Reed, en Atlanta.

“Siento que puedo hacer esto, estoy muy emocionada por el material y lo que podemos hacer, me emociona poder mostrar lo que he concebido” para el personaje, recordó la actriz.

Cuando Hannah John-Kamen supo que sería la próxima supervillana de Marvel, pegó un grito, colgó el teléfono y se puso a bailar.

Interpreta en Ant-Man y la Avispa a Ava/Ghost, una entidad etérea que pasa a través de las paredes pero que al mismo tiempo puede dar golpes muy fuertes.

“Estaba regresando de Londres y recibí la llamada, estaban todos mis agentes juntos. Recuerdo que literalmente grité, estaba en mi apartamento, caminaba de un lado al otro diciendo ‘Dios mío, Dios mío’”, recordó la actriz británica de 28 años.

AFP | Los Ángeles

Noticias relacionadas

Back to top button