fbpx
PopcornTicket

Benigni, de vuelta a la pantalla grande


A sus 68 años, el actor Roberto Benigni se ha convertido en el único en el mundo que ha dado vida en el cine a Pinocho y a Gepetto.

“Es un milagro”, dijo en entrevista telefónica desde su casa en Italia. El ganador del Óscar vuelve a la pantalla grande con el estreno de Pinocho, una cruda versión del cuento de hadas, que dirige Matteo Garrone y que está programada para el 18 de febrero.

“Creo que soy el único actor en el mundo que ha tenido la ocasión de hacer ambos personajes, es un milagro, un regalo, nunca pude imaginar esto, porque amo tanto a Pinocho. Claro que disfruté ser Pinocho en mi película, pero ser Gepetto ahora fue conmovedor para mí, un gran regalo que me dio Garrone”, explicó
el actor.

Este tipo de decisiones las pudo tomar Benigni con toda libertad en buena medida después de ganar el Óscar a Mejor Actor, hace ya 22 años, con aquella historia donde da vida a un padre judío que salva a su hijo en un campo de concentración nazi, en La vida es bella.

“Yo en aquel momento era como Pinocho cuando va al circo: era el más feliz del mundo; claro que (ganar el Óscar) cambió mi vida para bien, me permitió ser más libre, hacer lo que quiero.

“Yo no cambié, cambió especialmente a la gente a mi alrededor, ya me respetaban mucho, pero tras ganar el Óscar me veían con ultra -respeto, decían: ‘Oh, Dios, ¡se ganó un Óscar!’, pero yo soy el mismo, ¿qué podía hacer? Pedir dos cafés en vez de uno al llegar al restaurante. Y ya”, comparte Benigni en un inglés cantadito, con sabor a italiano.

Tras ganar aquel premio de la Academia, en 1999, Benigni se lo tomó con calma. Desde entonces a la fecha ha hecho pocas películas, entre ellas De roma con amor, con Woody Allen.

“Muchas veces dije no. Y no porque sea yo una persona difícil, pero ganar el Óscar me dio eso, poder hacer lo que amaba, trabajar, elegir lo que quería hacer. Hice mucha televisión italiana, me entregué a mi película como director, pude producir.

“Hice una obra con la cual recorrí España, Argentina, América Latina. No la pude llevar a México, pero quizá en el futuro pueda llevarla”, señala el actor, al referirse a su versión teatral de La Divina Comedia, el libro de Dante Alighieri.

El también director, quien se ha puesto a las órdenes de figuras como Federico Fellini, Bernardo Bertolucci o Jim Jarmusch, lamenta el momento actual del mundo, sumido en la crisis por Covid-19, pero espera que la sociedad cambie tras
esta experiencia.

“He tratado de llevarla tranquila, estoy muy triste por las muchas muertes y esta tristeza alrededor; yo he sido afortunado, tengo una bonita casa, un jardín, he podido leer muchas cosas. Espero que lleguemos a cambiar para bien el mundo después de este difícil momento”.

Omar Cabrera I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button