fbpx
Columnas deportivasLa Copa

El ángel de los Tuzos


Para los que piensan que Erick Gutiérrez la va a sufrir allá en Eindhoven, déjenme les digo que Pachuca se encargó de no dejar desamparado a su muchacho en su primera aventura europea y le asignó una especie de “ángel guardián” para que lo acompañe en sus primeras semanas por aquellos lares.

De entrada, esta persona no es el típico representante malencarado que te asesina con la mirada, más bien es una joven de todas las confianzas del presi de los Tuzos, Jesús Martínez, y básicamente le echa la mano al Guti con todos los trámites, revisión de contrato y claro que también le hace un paro con el inglés porque nuestro muchacho nada más no habla otra cosa que no sea español y futbolñol.

Me cuentan que mi amiga Mariel también tuvo harto que ver el día que le tocó emigrar al Chucky Lozano, y por supuesto trabaja con otros tantos jugadores tuzos.

Con decirles que hasta le llevó ropa a mi cuate El Guti para que no llegara a Holanda con la ropa de concentración del Pachuca.

Pero bueno, si Mariel hace su chamba tan bien como la hizo con el Chucky, seguramente Guti y la “agente” la van a romper en Europa.

REFUERZO O NO REFUERZO

La directiva de Pumas tiene que tomar decisiones importantes estos días, ya que definirá si llega un nuevo central o se quedan como están, esperando la reincorporación del español Alejandro Arribas, que apenas cumplió una semana de las cuatro que tiene que aguardar para volver a ver acción, luego de aquella aparatosa luxación de codo ante el América.

Mañana 5 de septiembre se cierran los registros y el cuadro universitario no quiere precipitarse en alguna compra de último minuto, por eso se tomó unos días para poner en frío las opciones que tiene sobre la mesa y también para definir si están dispuestos a jugársela con lo que hay, para esperar el regreso de Arribas.

El nombre de Diego Polenta es uno de los que han sonado, es un zaguero uruguayo de 26 años, cumplidor y ya.

También hay un par más, pero ninguna bomba, lo cual también es algo que no tiene convencidos a la mayoría de los hombres que están alrededor del presidente Rodrigo Ares de Parga, pues la adaptación de un extranjero no es tan fácil; primero a la condiciones de clima y altura de la Ciudad de México y  luego para ponerse a la par del equipo físicamente.

No sería raro que Arribas estuviera de vuelta y el eventual refuerzo ni siquiera esté a tono y manejando el estilo de juego del equipo.

Si todo marcha como se ha previsto, el español sólo se perdería los juegos ante Lobos BUAP y Morelia, pero al final la última palabra la va a tener el presidente del equipo y le queda un día para dictarla.

San Cadilla I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button