fbpx
La CopaTuzos

Reconoce Palermo deuda en Liga MX


Martín Palermo evaluó como positivo su primer semestre en el balompié azteca, ya que ayudó al Pachuca a volver a la liguilla, luego de dos años, y tuvo paso perfecto en el estadio Hidalgo.

Sin embargo, reconoce que no todo fue alegría, pues el hecho de no ganar como visitante en su primer torneo es una espinita que tratará de sacarse en el Apertura 2019.

El Titán cree que esta racha fue producto de la superioridad que siempre tuvieron en el Hidalgo, ya que en casa regularmente ganaron ventaja desde la primera mitad; en tanto, fuera de casa tuvieron que remar contracorriente.

“De visitante tenemos esa cuota pendiente. De local ganamos todos los partidos; se ganaron los ocho partidos. De visitante empatamos cuatro y perdimos cuatro, entonces tenemos eso, que de visitante no pudimos ganar; es algo pendiente que también fue una cuestión mental de otra cosa, estábamos condicionados, de local teníamos la facilidad de que los primeros 15 minutos se liberaba”, explicó.

Palermo cree que llegar a la Liga MX fue un ascenso en su trayectoria como director técnico, pues destacó la exigencia y el nivel en México.

“Este paso fue importante, es un desafío mayor, la liga es mucho más competitiva, te enfrentas a rivales competitivos. Hoy lo de México es algo muy importante para mí”, expresó el argentino, quien agradeció la confianza de Grupo Pachuca.

Finalmente, luego de siete años en el banquillo, reafirmó que tiene objetivos altos, descartando que llegar a dirigir a Boca Juniors sea su prioridad.

“Me preparo porque me exijo no solamente para dirigir Boca. Creo en la proyección a grandes desafíos; constantemente quiero saber cómo evolucionar, cómo ser mejor. Creo que del Godoy Cruz a hoy tuve una evolución importante”, remató.

Alejandro Velázquez I Pachuca

Noticias relacionadas

Back to top button