· 
Hace (2) meses
Las mujeres en el ámbito laboral en America Latina y el Caribe

De la misma manera sabemos que existen trabajos altamente feminizados, como lo son el trabajo doméstico y secretarial, donde el primero de ellos cuenta con un 90 por ciento presencia femenina; en este ámbito pudimos ver una caída del 20.2 por ciento en las labores ya mencionadas para tener una recuperación del 1.7 por ciento para 2021, tomando como base las estadísticas de la OIT (2021e).

Compartir:

En un mundo de cambios, como en el que estamos viviendo, ahora las enfermedades y pandemias han realizado cambios en la forma en que conocíamos la vida normalmente, no solo en los aspectos cotidianos, sino también en los laborales. La pandemia de Covid-19 que pasamos anteriormente dejó estragos en el ámbito laboral tanto para mujeres como para hombres, pero desafortunadamente la afectación fue mayor para las mujeres que para los hombres.
Teniendo la perspectiva de los números y basándonos en los datos de Panoramla Laboral (Organización Internacional del Trabajo —OIT—, 2021b), en un estudio realizado en America Latina y el Caribe, podemos observar que en 2019 había 46.9 millones de mujeres trabajando, posteriormente en 2020 se tenía el dato de 41.2 millones y después de la pandemia, en 2021, únicamente había 43.6 millones de mujeres laborando, con una variación respecto a 2019 de 7 por ciento.
De la misma manera sabemos que existen trabajos altamente feminizados, como lo son el trabajo doméstico y secretarial, donde el primero de ellos cuenta con un 90 por ciento presencia femenina; en este ámbito pudimos ver una caída del 20.2 por ciento en las labores ya mencionadas para tener una recuperación del 1.7 por ciento para 2021, tomando como base las estadísticas de la OIT (2021e).
En los años anteriores se había visto un incremento en la participacion laboral de las mujeres, y tal como lo menciona Maurizio (2021a), en 2020 había un 47 por ciento de ocupación laboral de mujeres en América Latina y el Caribe, lo cual fue una disminución considerable a 2019, cuando había 52.3 por ciento de mujeres en el ámbito laboral.
Actualmente sabemos que las mujeres casi alcanzan en porcentaje a los hombres que laboran en las empresas y trabajos remunerados legalmente y no trabajos informales, es por ello que la fuerza laboral femenina está tomando amplia importancia en el mundo y su disminución en los últimos tiempos ha dejado afectaciones en este.
La necesidad de reformar leyes es aun más evidente hoy porque la pandemia de Covid-19 ha ampliado la existente brecha salarial entre los géneros. Las mujeres tienen más probablidades que los hombres de ausentarse del trabajo o renunciar a sus puestos para cuidar de sus niños o en caso de enfermedad o por el cierre de escuelas y guarderías. Incluso, si logran mantenerse en sus puestos de trabajo, las mujeres aun corren con un mayor riesgo de tener que someterse a penalidades salariales como resultado de la pandemia. Reformar leyes hacia una mayor igualdad de género deberá seguir siendo una prioridad en tanto que los gobiernos aprueben las medidas necesarias para recuperarse del gran impacto generado por esta crisis.
En el deber ser, las disposiciones legales reflejan los valores de una sociedad, pero tanto las leyes como las normas sociales deben cambiar con el tiempo para adaptarse a sus circunstancias y contextos. La relación entre la ley y cultura es compleja. Cambiar las leyes formales y consuetudinarias puede ser un proceso en el que se refuercen mutuamente.

Compartir:
Relacionados
title
Hace 4 días
title
Hace (2) meses
title
Hace (4) meses
title
Hace (5) meses
Se dice
/seDiceGift.png
Especiales Criterio
/transformacion.jpeg
Suscribete
/suscribete.jpg

© Copyright 2023, Derechos reservados | Grupo Criterio | Política de privacidad