fbpx
MéxicoNoticias

Se va de la SFP con pleito y sin resultados


Sin resultados claros en combate a la corrupción y señalada como parte de una lucha interna en Morena, Irma Eréndira Sandoval dejó ayer la Secretaría de la Función Pública (SFP).

Su lugar será ocupado por Roberto Salcedo, quien se desempeñaba como subsecretario de Fiscalización y Combate a la Corrupción en la misma dependencia.

Fuentes gubernamentales reconocieron que un factor clave en la salida de Sandoval fue la disputa entre su hermano Pablo Amílcar con Félix Salgado por la candidatura de Morena a la gubernatura de Guerrero.

Durante su gestión, la ex-secretaria se dedicó a sancionar a funcionarios de la administración pasada, a la mayoría de los cuales castigó por inconsistencias en declaraciones patrimoniales y no por casos de corrupción.

En cambio, exoneró al director de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett, quien fue omiso en declarar la existencia de 23 casas y 12 empresas que están a nombre de su pareja sentimental e hijos.
También exculpó al exsubsecretario para América el Norte, Jesús Seade, quien fue acusado de peculado y abuso de funciones por usar recursos públicos para cubrir viajes privados.

En sus litigios no ha logrado sostener inhabilitaciones contra la empresa del hijo de Manuel Bartlett, Cyber Robotic Solutions, por la venta irregular de respiradores, ni en contra de las compañías farmacéuticas de Carlos Lomelí, exdelegado del Bienestar en Jalisco y excandidato de Morena a la Alcaldía de Guadalajara.
Recientemente México descendió tres lugares en el Índice de Capacidad para Combatir la Corrupción 2021, que realiza la organización internacional Americas Society / Council of the Americas

Exoneraciones y reveses

Exoneró a Manuel Bartlett, director de la CFE, acusado de ocultar 23 casas y 12 empresas a nombre de su concubina e hijos.

Exculpó a Jesús Seade, exsubsecretario para América el Norte, acusado de peculado y abuso de funciones.

Irma Eréndira Sandoval y su esposo John Ackerman fueron señalados de haber adquirido cinco inmuebles de contado en nueve años, durante su etapa de profesores en la UNAM.

Rolando Herrera y Claudia Guerrero
Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button