Piden objetividad a magistrado brasileño

La imagen de Sergio Moro se sacudió aún más luego de nuevas revelaciones que probarían que actuó de manera calculada en la operación Lava Jato.

Según nuevas filtraciones de mensajes intercambiados con su equipo de investigación, publicados el viernes por la revista Veja, el exjuez actuaba “como un coordinador informal de la acusación” en una causa que declaró al expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva culpable de recibir un departamento como soborno.

De acuerdo con los diálogos analizados por periodistas de ese medio, el actual ministro de justicia habría ocultado información al entonces magistrado ponente del Lava Jato en la Suprema Corte, Teori Zavascki; también pedía a los fiscales que incluyeran pruebas en los procesos que luego llegarían a sus manos, así como solicitaba acelerar o retrasar movimientos, presionaba para que no sirvieran determinadas delaciones.

“(Los diálogos revelarían que Moro) se comportó como el jefe del Ministerio Público Federal, posición incompatible con la neutralidad exigida de un magistrado”, señala la revista.

El reportaje de Veja causó una ola de indignación en las redes sociales y se ha convertido en otro escollo para el ministro, quien, sin embargo, volvió a negar los reportes al decir que nunca actuó de manera inapropiada. Incluso, ha recibido el respaldo del presidente Jair Bolsonaro.

La actuación de Moro se ha vuelto el centro de la vida política desde que el 9 de junio The Intercept empezó a
publicar filtraciones.

Staff I Agencia Reforma

Te puede interesar:

Amplía EU el conflicto arancelario

El presidente Donald Trump extendió ayer su guerra arancelaria a Brasil, Argentina y Francia por …