Dos Bocas hace agua: más cara y en más tiempo

El proyecto de la refinería de Dos Bocas apunta a ser reconfigurado —aunque la mayoría de los analistas coinciden en que debería suspenderse—, dadas las condiciones adversas de costos, problemas medioambientales y características del mercado de hidrocarburos a escala global.

Los recientes problemas de encharcamientos por las torrenciales lluvias en Tabasco, así como la salida de empresas por el aumento de costos que representa el nuevo entorno económico post Covid-19, han puesto una fuerte presión a la Secretaría de Hacienda que, por mandato presidencial, debe asignar los suficientes recursos para su ejecución.

La secretaria de Energía, Rocío Nahle, quien está a cargo del proyecto junto con Leonardo Cornejo, ha dicho que el costo de la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, sería de entre 6 mil y 8 mil millones de dólares. Sin embargo, el Plan de Negocios elaborado por Pemex Transformación Industrial calcula que ascenderá a por lo menos 8 mil 918.5 millones de dólares, unos 200 mil millones de pesos a un tipo de cambio promedio proyectado en 22.5 dólares.

Este análisis incluye 106 riesgos identificados en el proyecto integral, 29, en la preparación del sitio, y 74, en la plantas de proceso de la refinería. En cuanto al estimado del tiempo, el análisis plantea un total de mil 295 días, es decir, cerca de tres años y medio. El banderazo de salida de las licitaciones para Dos Bocas se dio en junio de 2019, por lo que no estaría lista el 1 de junio de 2022, como lo aseguró hace menos de tres meses Andrés Manuel López Obrador, sino hacia finales de ese año o inicios de 2023.

Los siete principales riesgos que se visualizan son los cambios en la tecnología que impliquen ajustes a la ingeniería; las limitaciones del equipo de construcción utilizado; deficiencias en la supervisión interna; la rotación de integrantes del equipo de proyecto; que el equipo sea deficiente; una estrategia de Procura inadecuada y la falta de planeación de
los contratistas.

Estos incluyen la falta de planeación sobre el terreno y el lugar donde se levanta la refinería, lo que ha complicado su construcción por las continuas lluvias y también ocasionó que la empresa Kellogg Brown & Root (KBR), encargada de los paquetes 4 y 6 del proyecto, abandonara la fase dos debido a la falta de presupuesto. Según la empresas, los costos habrían sido sobrepasados de 2.4 millones a 4.7 millones de dólares.

Para el próximo año, el gobierno federal planea destinar 45 mil millones de pesos para continuar con la construcción de la refinería de Dos Bocas, cifra 9 por ciento mayor a lo destinado en 2020.

El presupuesto asignado a Pemex es de 545 mil millones de pesos, 4 por ciento superior al autorizado para 2020.

Por otro lado, el programa de rehabilitación de las seis refinerías contará con 7 mil millones de pesos, una disminución de 70 por ciento respecto al presupuesto original que se había aprobado y 56 por ciento inferior al que se planea ejercer en todo 2020.

Las metas planteadas con el proyecto de la nueva refinería son aumentar en 173 mil barriles diarios la producción de gasolinas y en 125 mil la de diésel en el Sistema Nacional de Refinación. Ello significaría un incremento de 87 por ciento en gasolinas y 105 por ciento en diésel respecto a la producción promedio obtenida en el presente año.

La meta de producción de petróleo es de un millón 944 mil barriles diarios, lo que representaría un aumento de 16 por ciento del promedio de producción en lo que va de 2020. La meta es inferior en 6 por ciento respecto a la meta original para 2021 prevista por la actual administración.

Mario Maldonado

Te puede interesar:

4T: ser o no ser…

He ahí el dilema”. Porque Coahuila e Hidalgo son dos golpes brutales a la arrogancia …

/** ADS Render - HOME **/ //970 TOP home patrocinado //widget home - primary widget area -
//widget home - primary widget area -
//ads block debajo de multimedia - HOME //ads block HOME debajo de ticket //ads widget - HOME 45917989_home_debajo_portada //ads - HOME - ultimo widget // tag tidok