fbpx
Ticket

Una nueva mala racha


En diciembre pasado, Lindsay Lohan se quejaba de que sus errores siempre fueran más noticia que sus logros, pero estaba dispuesta a cambiar esa situación al mostrar su faceta de empresaria y jefa exigente en un reality show que documentaba su trabajo en el club de playa que tenía en Grecia.

Y aunque parecía que iba por buen camino, pues el programa Lindsay’s Lohan Beach Club estrenó en enero pasado con buenos índices de audiencia, poco a poco el público fue perdiendo el interés, razón por la que MTV decidió no realizar una segunda temporada.

De acuerdo con Page Six, el show resultó poco atractivo porque no tenía las situaciones de conflicto y tensión propias
del formato.

“Por esa razón, los productores querían darle una vuelta y pensaron en centrarlo en Lindsay, en su madre Dina y en su hermana Ali, pero eso no iba a suceder”, dijo una fuente cercana a la producción al sitio de espectáculos. “La gente quería más caos. Su negocio no necesitaba ser transmitido por televisión”.

Tras la publicación de esta noticia, la también cantante expresó su molestia con Page Six a través de mensajes en Instagram, los cuales
borró después.

“Si quieren una historia real, vayan a Estambul y escriban algo verdadero por una vez en la vida. Hay niños que necesitan atención y trabajo con ellos y ninguno de tus redactores intentan ayudar. Hay familias que pierden miembros en Siria y ustedes escriben historias de porquería sobre celebridades”, señaló.

El sitio de espectáculos insistió en que el representante de Lohan confirmó que MTV no renovaría el reality, pero el enojo de la actriz solo fue en aumento.

Sobre todo, porque también se informó que su club en Mykonos, el cual abrió en 2018, también había cerrado, aunque ella asegura que simplemente cambiará de locación.

“Prefiero mi vida real, trabajar con niños y estar con mi familia. El club se reubicará en otro lugar del mundo… así que relájate Page Six”, puso Lohan en Instagram, aunque también borró el mensaje.

En tanto, el sitio TMZ publicó ayer varias fotos en las que se ve que, efectivamente, la playa en donde se encontraba el centro vacacional está desierta e incluso los letreros con el logo de Lohan Beach House han desaparecido.

La celebridad todavía tiene un club nocturno en Atenas y ha dicho que está evaluando la posibilidad de abrir un centro de atracciones en Dubai, al que llamaría Lindsayland.

Lindsay Lohan pasó de ser una de las actrices jóvenes más famosas de Hollywood, después de protagonizar exitosas películas como Juego de Gemelas (1998) y Chicas Pesadas (2004), a ser conocida por sus problemas con las  drogas y con la justicia.

Entre 2007 y 2013, desde sus 21 años, fue a rehabilitación seis veces y entró y salió de la cárcel en repetidas ocasiones por robo, conducción en estado de embriaguez y posesión de drogas.

En 2016, volvió a acaparar titulares cuando el que era su prometido, el joven millonario ruso Egor Tarabasov, la agredió ante las cámaras estando en una playa de Mykonos.

Staff I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button