fbpx
PopcornTicket

Kristen no actúa para complacer


Desde que comenzó su carrera como actriz, a los nueve años, Kristen Stewart asumió que su trabajo era crear todo tipo personajes. Y en el camino ha entendido que no por ser una figura pública con fama y fortuna debe complacer a la audiencia en general.

“Crecí en una familia en la que el medio artístico ha sido lo que nos ha sostenido, y desde siempre he sabido que ser figura pública es parte del trabajo, pero de ninguna manera es una meta de vida.

“Mi misión es conseguir papeles que me satisfagan, dar lo mejor de mí… pero jamás pienso en complacer a nadie, sería absurdo pensar que todos estarán a mis pies y que siempre convenceré de que me den opciones generosas. Mi tarea es actuar, lo demás es consecuencia”, señala Stewart.

Hija de un jefe de set de producción y de una supervisora de guiones, Kristen demostró desde pequeña que lo suyo era estar en un escenario, y aunque la catapultó la saga de Crepúsculo, ella se asume como una trabajadora a la que le gusta observar y aprender.

“Cuando hice La habitación del pánico quedé impresionada por la seguridad y el conocimiento del entorno que tenía Jodie Foster (la protagonista). Sabía cuáles eran sus obligaciones, sus responsabilidades y tenía una profunda claridad de lo que sucedía alrededor.

“Colaboró en el trabajo en conjunto, en el vínculo con producción… yo siempre he sido muy observadora y desde pequeña he sido como esponja, procuro ver, observar, aprender. Quise lo que ahora tengo y lo acepto como es”, comenta la estrella de 28 años.

Por ello, en cada filme que participa, la expareja de la estrella Robert Pattinson crea una mística para que todo salga frente a la cámara lo mejor posible.

“Esto es una vorágine, a veces se vive muy rápido y el tiempo que te pasas encerrada en el set es demasiado. He sabido establecer comunicación con la gente de producción y formamos una pandilla, cada que hacemos una película, nos la pasamos muy bien.

“Compartimos una cena, una comida o un momento de paz. A veces valoro mucho la tranquilidad y la quietud de mi casa o el silencio en una habitación de hotel. He sabido generar una complicidad con la gente que trabajo y es lo que más éxito me ha dado”, subrayó.

 

Juan Carlos García I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button