fbpx
MéxicoNoticias

Riesgos para la inflación son al alza: Banxico

Señalaron que los choques que han incidido en la inflación son principalmente transitorios.


La mayoría de los miembros de la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) consideró que el balance de riesgos para la inflación se deterioró respecto a la última decisión de política monetaria y que está sesgado al alza.

En su más reciente minuta, la mayoría de la Junta destacó que entre los riesgos al alza para la inflación están las presiones inflacionarias externas, las presiones de costos, y los aumentos de precios de agropecuarios y de energéticos; señalaron que los choques que han incidido en la inflación son principalmente transitorios.

Además, señaló que las expectativas de las inflaciones general y subyacente para 2021, los próximos 12 meses y el cierre de 2022 volvieron a incrementarse, mientras que las de mayor plazo se han mantenido estables en niveles superiores a 3 por ciento.

Ayer Inegi informó que la inflación anual en la primera mitad de noviembre se aceleró a 7.05 por ciento, la mayor en 20 años.

Banxico estima una tasa promedio de inflación de 6.8 por ciento para el cuarto trimestre del año y que converja en 3 por ciento hasta el tercer trimestre de 2023.

Todos los miembros mencionaron que las presiones inflacionarias globales e internas continúan afectando a las inflaciones general y subyacente.

La mayoría afirmó que, en lo que va del año, la inflación ha resentido las disrupciones en las cadenas de producción, los incrementos generalizados en los precios de las materias primas y alimentos, así como el cambio en los patrones de consumo.

Ante los riesgos para la formación de precios y las expectativas de inflación, Banxico consideró necesario seguir reforzando la postura monetaria al aumentar 25 puntos base a la tasa de interés de referencia, a un nivel de 5 por ciento, para que la inflación converja a su meta de 3 por ciento.

En el entorno macrofinanciero, la mayoría de la Junta resaltó la volatilidad del peso mexicano, las ganancias del mercado accionario local y que el desempeño del financiamiento al sector privado continuó en débil desempeño.
Gerardo Esquivel, de nuevo, el disidente
Alejandro Díaz de León, Galia Borja, Irene Espinosa y Jonathan Heath votaron a favor de subir la Tasa de Interés Interbancaria, mientras que Gerardo Esquivel votó por manetnerla en 4.75 por ciento argumentado que los aumentos a la tasa objetivo son “inefectivos e ineficientes”.

Señaló que el contexto económico actual es inédito, lo que llama a no responder de manera mecánica.

“Muchos bancos centrales enfrentan presiones inflacionarias, pero la mayoría ha optado por mantener el estímulo monetario reconociendo la incapacidad de las herramientas disponibles para combatirlas. Dado que su origen es global, el proceso inflacionario es similar en diversas economías.

“Empero, México se distingue de otros países por haber conservado la disciplina fiscal, lo que libera presiones sobre el tipo de cambio y la prima de riesgo soberano”, expresó el subgobernador Esquivel.

Argumentó que el balance macroeconómico de México da un espacio que otras economías emergentes no tienen y que no ha sido utilizado, además de que la postura de la Reserva Federal se mantendrá acomodaticia por un periodo prolongado.

“Por ello, adelantarse demasiado en nuestro propio proceso de normalización de tasas podría reducir el espacio futuro y podría conducirnos a una posición restrictiva innecesaria en un horizonte cercano.

“Además de inefectivos e ineficientes, los aumentos de tasas también podrían ser contraproducentes. De junio a la fecha, las expectativas de inflación de corto plazo no han dejado de subir, por lo que el objetivo buscado con los aumentos de tasas no ha sido alcanzado”, indicó.

Sergio Ángeles
Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button