fbpx
Global

Joven comió sobras, contrajo una infección y terminó con ambas piernas amputadas

De acuerdo con una publicación científica, el paciente desarrolló una necrosis en sus extremidades a causa de una bacteria potencialmente mortal.


Medios internacionales dieron a conocer el caso de un joven, de 19 años, proveniente de Estados Unidos, quien tuvo que acudir a un hospital por un cuadro de dolor abdominal y náuseas, pero, tras ser diagnosticado con una infección bacteriana grave y al agudizarse los síntomas, tuvieron que amputarle ambas piernas.

De acuerdo con la información publicada en la revista científica The New England Journal of Medicine, el hombre acudió al área de Urgencias de un nosocomio de Massachusetts con las molestias antes descritas y que, al ser cuestionado, reveló que comió tallarines, pollo y arroz que guardó en su casa en el refrigerador tras ir a un restaurante.

Asimismo, el paciente refirió que, además del dolor abdominal fuerte y las náuseas, también tenía una dificultad para respirar, visión borrosa, debilidad en su cuerpo, dolores de cabeza fuertes, vómitos y fiebre.

A pesar de que ya era tratado, el joven comenzó a desarrollar manchas purpuras en la piel, por lo que tuvo que ser llevado de emergencia al Hospital General de Massachusetts, en Boston, donde le diagnosticaron una meningitis, potencialmente mortal, provocada por una bacteria, la Neisseria meningitidis.

La publicación especializada afirmó que esta decoloración, aunado a un shock, una insuficiencia orgánica y erupción reticular progresiva, se fue extendiendo a sus extremidades, de tal forma que esto le provocó una necrosis en los brazos y en las piernas; por tal motivo, los médicos decidieron amputarle ambas extremidades inferiores, además de algunas partes de sus 10 dedos de las manos.

Redacción web

Lee también: En cuatro años, sujeto pierde a 3 hijos por padecimiento hereditario

Un padre de familia en Brasil, identificado como a Régis Feitosa, perdió a tres hijos en cuatro años a causa de un cáncer.

El individuo, de 52 años de edad, padece del síndrome de Li-Fraumeni, lo que heredó a sus descendientes. Esto, incrementa el riesgo de que se desarrolle cáncer.

 

Noticias relacionadas

Back to top button