fbpx
Futbol internacionalLa Copa

Resistieron Merengues en Anfield

El Real Madrid sacó renta del duelo de ida y avanzó a las semifinales de la Champions


El Real Madrid aguantó ayer en Anfield y se clasificó a las semifinales de la Liga de Campeones, pese a no poder pasar del empate 0-0 con el Liverpool en la vuelta de cuartos de final.

El conjunto blanco hizo buena su renta de la ida, en que se impuso 3-1 al equipo inglés en Madrid, para pasar a la siguiente fase donde le espera el Chelsea, que eliminó el martes al Porto.

Los Reds avisaron pronto con un remate de Mohamed Salah completamente solo en el punto de penal, que sacó Thibaut Courtois con el pie (2’), que volvería a estirarse para sacar un disparo de James Milner (11’).

El equipo inglés presionaba arriba la salida del Madrid, al que le costó en los primeros compases del partido conectar con sus distribuidores de juego Luka Modric y Toni Kroos, muy cubiertos por los rivales.

La visita trató de sacudirse la presión saliendo por las bandas, mirando sobre todo a la izquierda, donde aparecía Vinicius para correr. El equipo blanco, que en la primera parte solo puso en aprietos al Liverpool con un disparo al palo de Karim Benzema (20’), fue sacudiéndose poco a poco la presión local con posesiones largas y poniendo pausa en el juego.

El Real Madrid llegó al descanso defendiéndose con el balón, mientras que el Liverpool aprovechaba las imprecisiones y pérdidas del equipo merengue para llegar con peligro al área de Courtois, que vio irse altos dos disparos de Salah (41’) y Georginio Wijnaldum (42’).

El portero merengue fue uno de los hombres clave de su equipo a la hora de dar seguridad.

Nada más iniciarse el segundo tiempo, el belga tuvo que volver a lucirse tapando un disparo a bocajarro de Firmino (46’).

Frente a la velocidad que habían mostrado los merengues en la ida, ayer fueron menos intensos, como dando razón a su técnico, Zinedine Zidane, que en la previa advirtió que el equipo está “al límite” físicamente.

Los de Zidane apenas lograron lanzar algún zarpazo en balones largos y contrataques, que se estrellaron en la buena actuación de Alisson Becker, que ganó dos mano a mano consecutivos a Vinicius y a Benzema (67’).

Los dos equipos evidenciaron el paso de los minutos mostrándose ambos imprecisos en el último cuarto de hora del encuentro, en que el Liverpool se lanzó al ataque y el Real Madrid se limitó a defenderse para acabar llevándose la eliminatoria.

AFP I Liverpool

Noticias relacionadas

Back to top button