fbpx
Deportes HidalgoLa Copa

Quedó Molina con un sabor amargo


Ya reincorporado en su puesto como entrenador de los Borregos del Tecnológico de Monterrey, campus Hidalgo, el español Sergio Molina Soler confesó que el paso de la selección mexicana de baloncesto, en la que se desempeñó como auxiliar, lo dejó con un sabor “agridulce”.

“Sabíamos de las capacidades para traer lo que teníamos en mente, que era la medalla de oro. Solo perdimos un juego, que fue el que nos daba el pase a las medallas; fue ante un gran rival, con jugadores de muy buen nivel. Solo queda aprender con humildad y darle a lo que viene”, dijo el preparador en declaraciones vertidas en la página de Facebook del equipo.

Los 12 Guerreros, que habían sumado triunfos ante Bahamas y República Dominicana, cayeron en el último encuentro de la fase de grupos, ante Cuba. Al respecto, Molina reconoció que la selección no pudo mantener su buen arranque.

“La aspiración de México era dar lo máximo, una selección con muchas cualidades, una gran generación. En lo que respecta al partido que nos dejó fuera de medallas, íbamos por buen camino iba todo bien encaminado a la mitad del juego, fue un tercer cuarto muy malo, no entró la pelota y así es esto. Y pues felicitar al equipo rival porque hizo lo necesario para ganar, y agradecido por lo que me llevo, un gran aprendizaje”, explicó.

Finalmente, recordó que el combinado nacional tiene importantes encuentros en puerta, en los que peleará por un boleto para la próxima Copa del Mundo de la FIBA China 2019.

“Vienen partidos importantísimos para la clasificación al Mundial, ante Argentina como locales, en septiembre, del cual tendremos que sacar todo para ganar. El coach Déniz tiene la respuesta del grupo que seguirá y de él depende quiénes se mantendrán para lo que viene”, remató.

Salvador López I Pachuca

Noticias relacionadas

Back to top button