fbpx
La CopaRusia 2018

Pogba y el gol de su vida


Cuestionado al comienzo del Mundial de Rusia, Paul Pogba finalmente puso a todos de acuerdo, emergiendo como futbolista clave en el centro del campo de la campeona Francia, y especialmente al registrar, a sus 25 años, el gol más hermoso de su carrera, el que desinfló la presión de Croacia en la final de este domingo.

“Conocemos nuestras cualidades. Todos los jugadores soñaron con esto. No es ahora cuando las piernas tiemblan”, aseguró el jugador en Telefoot.

Pese a ello, los franceses aún se tambalearon, porque Croacia vendió cara su piel en la derrota (4-2).

Mario Mandzukic anotó un gol en contra en el minuto 18, Ivan Perisic empató diez minutos después y Antoine Griezmann convirtió un penal posterior para los franceses, otorgado tras recurrir a la asistencia de video para el arbitraje. Los croatas asaltaron el gol de Hugo Lloris hasta el descanso y luego volvieron al vestuario.

Fue solo en el 59´ que los seguidores franceses pudieron resoplar un poco. Tras un cabezazo de Giroud y otro de Steven N’Zonzi, Pogba lanzó a Kylian Mbappé, la defensa croata rechazó dos veces y Pogba, desde el límite del área, soltó un zurdazo que batió al arquero Danijel Subasic (3-1). ¡Uf!

Hasta entonces, el centrocampista del Manchester United de Roissy-en-Brie (Sena y Marne) no había marcado aún en el Mundial. Sin embargo, fue decisivo en defensa, ganando feroces duelos en partidos eliminatorios y dando voz para motivar a las tropas.

“Me siento más cómodo hablando frente al grupo y me siento escuchado. Los mayores me escuchan y me animan a hablar. Tengo confianza para hacerlo en el vestuario”, remató el mediocampista durante los festejos.

Corentin Dautreppe I AFP

Noticias relacionadas

Back to top button