fbpx
La CopaOtros deportes

Chávez promete paliza


Julio César Chávez disfruta el camino a lo que será su último combate de exhibición. El excampeón del mundo en las divisiones de Superpluma, Ligero y Superligero enfrentará el próximo 19 de junio a Héctor Macho Camacho Jr., en el Estadio Jalisco.

Chávez dibujó una amplia sonrisa al escuchar el desafío de su adversario, al que enlazaron vía telefónica en la conferencia de prensa en la que el ex pugilista habló de su preparación.

“Prepárate porque te voy a poner una chinga”, dijo ayer Chávez en la conferencia de prensa realizada en un centro nocturno de Guadalajara, y en la que estuvo acompañado de su hijo Omar Chávez, el director del Code, Fernando Ortega, y el director del Comude Guadalajara, Tomás Gallo.

Antes, el boxeador puertorriqueño de 42 años señalaba que más allá de que no es una pelea oficial, él lo toma de manera personal recordando que Chávez venció a su padre el 12 de septiembre de 1992.

“Esta pelea para mí es algo grande, es personal sabiendo que Julio le ganó a mi padre, mi deseo de ganar es por mi papá, para Puerto Rico y para mí. Yo entiendo que es de exhibición, pero para mí es personal porque no estamos hablando de enfrentar a cualquier boxeador sino a una leyenda. Estoy buscando venganza”, dijo el Macho Jr.

Chávez aclaró que ya no seguirá peleando.

“Debe ser la última (pelea), porque ya a mi edad un mal golpe pues no, es una exhibición, pero cuando uno tiene careta puesta los golpes son más peligrosos que cuando no la tienes”.

A partir de ahora, Chávez junto con sus hijos Omar y Julio César, se entrenarán de manera aislada en el Nevado de Colima; y explicó los motivos.

“Para que mis hijos no se vayan de vagos los cabrones, allá los voy a tener amarrados (risas). No, mira es que el Gobernador (Enrique Alfaro) me hizo una sugerencia, y a mí me gustó, para que mis hijos lleguen bien preparados y también para mí en lo particular, porque van a ser 5 rounds”, dijo.

Omar Fares I Agencia Reforma

Noticias relacionadas

Back to top button