fbpx
A criterio deColumnasUlises Vidal

La importancia de la lectura


Para mis alumnos actuales del 301.

1: Muchos se jactan de los libros que han escrito, a mí me enorgullecen los que he leído. J. Luis Borges. Así decía el maestro Borges cuando se le preguntaba por los libros que leía o escribía. Yo pienso que la lectura es una fuente inagotable de placer y conocimiento, es el motor de todo lo que hacemos o pensamos. El hecho de leer, como diría el filosofo Fernando Savater, es una actividad intelectual que le da profundidad al pensamiento, pero no solo a este, también al sentimiento, pues quien ha leído poco, difícilmente podrá expresar lo que siente o cree. “Leer-Escribir, –agrega el autor español– esa interacción antigua, no es otro modo de expresar lo que nos pasa y de enterarnos de lo que pasa, sino el propósito de civilizar lo que nos pasa y lo que pasa, distanciando para comprender mejor.” Pero si la lectura es tan importante ¿por qué cada vez más personas carecen de este habito? Sin duda hay muchas explicaciones que se vinculan, de un modo u otro, con los medios masivos de comunicación y su fárrago de imágenes descontextualizadas. Yo sigo creyendo que los libros funcionan a costa de nuestra energía. Somos su único motor, a diferencia de lo que ocurre con televisores, videos y fonógrafos. Eso quiere decir que si nosotros no despertamos las imágenes de los libros, si nosotros no damos vida a los grandes personajes de la literatura como Medea, Hamlet, Ana Karenina, Don Quijote…, ellos perecerán, sin remedio, en ese objeto de papel –a menudo rectangular– que comúnmente se conoce como libro. Los lectores somos los responsables de mantener la tradición, reviviendo a los héroes de las grandes obras, pues ellas viven para nosotros y a nosotros se deben; pero si no las rescatamos, si no alimentamos la fantasía de los sueños, si no despertamos la imaginación de lo bello, somos, de algún modo, responsables de su muerte. Aunado a este trasfondo ideológico, la comunicación, en nuestra sociedad capitalista, pareciera estar ligada a la imagen como punto de partida y fin de todo mensaje. La televisión, las revistas y hasta ciertos periódicos, desplazan la palabra en pro de la mala ortografía; son fieles a la idea de que “una imagen vale más que mil palabras” lo cual es una gran falacia, porque el germen de toda imagen está en la palabra y no al revés. Pero este culto se ha impuesto de manera tan decidida que ha desplazado la lectura y escritura a un segundo plano, porque en un mundo sujeto a la velocidad, como lo es el nuestro, estas actividades parecen anacrónicas y resultan una pérdida de tiempo. Frente a este fenómeno devastador siempre será necesario insistir en incrementar la lectura y escritura como actividades civilizadoras. La lectura sigue siendo, acaso, el fundamento más claro del pensar, y el pensar es la más humana de las actividades del hombre a lo largo de su historia. ¿Y para qué leer? Después de leer un libro, diez, cien, mil, que se ha leído, nada, el valor de las personas no debe medirse en el número de libros que han leído, el leer muchos libros en la vida no te hará más culto o más capaz, ni mucho menos mejor que los demás, si así lo has pensado alguna vez, estas jodido amigo, el valor de un libro se mide por el estado de conciencia en que nos deja, si los personajes nos plasmaron algo, si el día y la noche te dicen algo, lo que importa es cómo se ve, cómo se siente, cómo se actúa después de leer no mil libros, basta uno sólo, uno sólo para cambiarnos la vida.

2: Escribo, siempre lo hago, como primer opción y como última estrategia, sin duda hube de escribir en las condiciones más difíciles, cuando quería morirme o había fallecido algún familiar, es más, no recuerdo haber ido a algún velorio o entierro de los familiares más cercanos, recuerdo haberme quedado en casa a escribir o a leer, incluso quedarme a hacer el amor, cuando todos lloraban la muerte de no sé que tía o tío cercano, o en el accidente de mi primo hermano, preferí quedarme a terminar un verso para la niña que siempre hubo de decir que no. Todos, sin excepción alguna vez me llamaron insensible y mal amigo, lo cierto es, –y ahora lo sé– que mi vida siempre a girado al rededor de los libros, de los grandes escritores, de los genios de la música, de la poesía de Whitman o de la pintura de Picasso, ¿Cómo no llorarle a Bukowski cuando muere, a Paz, al dolor que cargó Gelman en cada palabra? eso si me hacía débil, eso si que me quebraba, y todo yo era una lagrima mojada, lejos de secarme en una semana; pero yo escribía, y así se iban las horas una a una o de dos en dos, escribía poesía y cuento y alguna que otra carta que robaba corazones al otro lado de la acera, escribí cuanto pude y se me dio la gana, y leía como acto complementario al escribir, porque leer y escribir siempre me hacia sentir fuerte, con ganas de comerme el mudo entero. No comprendía ni comprendo por qué algunas personas decían que leer era aburrido, cuando los que leemos sabemos perfectamente que no lo es, que leer nos permite situarnos en una plataforma –no mejor o más avanzada– sino en equidad con nosotros mismos, aferrarse al lenguaje equivale a vivir intensamente cada uno de los tiempos, a transgredir la vida de una feliz forma. Lean chavos, lean cuanto puedan, que no se les cierren las puertas por no haber tomado un libro, yo siempre lo hago, no le permito al tiempo ganar una sóla partida, cuando lloro es porque leo, cuando escribo vivo, que no los tome la muerte por sorpresa, mientras tengan algo que escribir no podrán morir nunca, mientras no callen lo que sienten, la puta muerte no podrá llevarlos, hagan de la lectura un hábito natural, permítanse sufrir, gozar, sentir, vivir otras vidas a través de las páginas de un libro, no teman tomar un libro, háganlo sabiendo que será el principio de un viaje lleno de aventuras en el cual serán los protagonistas…

3: Saberse alejar no es un fracaso, no todo el que se va es un cobarde, salvar el corazón no es una tarea fácil, el hombre que enfrenta su soledad y la domina, puede tragarse el mundo de un bocado.

4: Escriban sus comentarios, críticas y más críticas y nada de elogios a: u_vidal@hotmail.com twitter: @Vidal_Evans

Noticias relacionadas

Back to top button